jueves, diciembre 13, 2007

Chorradas varias

Es una vieja tradición. Ignoro quien fue el pionero, pero parece ser que fue Michelin. Calendario Michelín en las gasolineras –antes de que fueran franquicias- y talleres. Calendarios de gitanas de Romero de Torres en las casas de comidas (ya no quedan). Hasta que llegó la modernidad y se pusieron a hacer calendarios. Unos como imagen de marca y otros para recaudar fondos con motivos solidarios.

Da fé la película “Las chicas del calendario”. Conozco calendarios con falleras en pelotas para recaudar fondos; de bomberos, de policías municipales y me acabo de enterar que de curas.

Tan mal van las finanzas del Vaticano –esto ya no es lo mismo que en cuando el Ambrosiano- que tienen que buscar a sus curas más monos y ponerles en un calendario. Eso sí, vestidos hasta el alzacuellos.

Si es una operación de marketing creo que se equivocan. Primero hay que identificar al público al que va dirigido. ¿Católicos practicantes? Pues poner a esos curitas tan monos que pueden incitar a la concupiscencia de las púberes (o los púberes) me parece un error de bulto.

Claro, que si ponen a émulos de Don Camilo igual las ventas son escasas.

Fotografiarles desnudos parece que no entra en los planes eclesiásticos, pero, qué demonios, tendría su morbazo. Toda la comunidad gay los compraría, aunque es posible que las víctimas de las manos ligeras del sacerdocio se sientan indignadas.

Además es un calendario machista. No aparecen monjas, con el juego que pueden dar. No sé, se me ocurren hábitos con aperturas indiscretas y esas cosas. Es más, recuerdo ahora la monja que tiene Anilibis en “Flagelamientos” que es poco inocente.

9 comentarios:

Folken dijo...

Hija mía, tales pensamientos que van claramente y meridianamente contra aquellos que nos manifiesta el señor, acabarán acarreándote problemas en el Juicio Eterno. Pero si rezas mucho, lo podrás paliar.
Esto te costará: 2 avemarías, 3 Padrenuestros (en los que se perdonan ofensas, y no deudas) y 15 euros en el cepillo de este domingo.
Palabra del Señor

Fer dijo...

Esto de los calendarios ya se pasa de rosca, en serio.
Al principio tenía su gracia eso de imitar a los chavales de Full Monty para ganarse unas pelas y reivindicar algo, pero ahora mismo todo dios (nunca mejor dicho) hace su calendario de marras. Y, de paso, sin necesitarlo, porque la Iglesia no anda falta de sus buenos dinerillos.
Para colmo, estos calendarios hacen las delicias de los puritanos de mente estrecha. ¿Por qué nadie se queja de los calendarios de bomberos macizos con la manguera al aire, y sí hay protestas por sacar ligeras de ropa a las azafatas de Ryanair?
¿Qué pasa, que unas causas son más justas que otras?, ¿que en dichos calendarios (realizados voluntariamente, no nos olvidemos) se veja a la mujer pero no al hombre?
Ay, lo moderno terminará engullendo al sentido común.

Tanhäuser dijo...

Cómo está el clero ¿eh?
Abrazos

Alex dijo...

Fotografiarles desnudos... menuda herejía. Nada, nada... vestiditos están bien guapos. Y si es con un cirio en la mano, mejor, aunque se preste a dobles interpretaciones.

La iglesia está jodida, pero más jodida está la fe. Pocas vocaciones y aún menos ganas de calzarse los hábitos. Hubo días mejores para ellos, seguro. Tal vez sea el momento de volver al voto de pobreza que ya ejecutan algunas órdenes hace tiempo. Les saldría mejor. Hasta de precio, fíjate...

arrebatos dijo...

Y lo cachondo del caso es que ni siquiera son curas, que marzo es un agente inmobiliario de Sevilla.

Anónimo dijo...

¿¿Ein??

"Marzo es un agente inmobiliario de Sevilla"...

Me quedé boquiabierta (serán las horas) con lo de que "marzo es un agente inmobiliario de Sevilla"... Me sonaba así como a verso de Poeta en Nueva York posmodernísimo o fumao, (incluso es un verso alejandrino, arrebatos) hasta que caí en la cuenta de que se refería al (supuesto-presunto) cura fotografiado para el mes de marzo...

Tener problemas de pragmática del lenguaje, es lo que tiene :)

On the other hand, yo también alucino bastante con el calendario del Vaticano, me parece el colmo de la desfachatez que exploten "eso" en nombre de las vocaciones "espirituales" (ay, qué tiempos los de El pájaro espino, qué cabellera lucía er mushasho, y aquel anterior e impagable Montgomery Clift, para mi inocencia aún dentro de su armario, con alzacuellos en B/N, hay que ver qué malísimo era Hitchcok, haciéndonos pecar de pensamiento y hasta de omisión...).

Anónima Paula

Alicia Liddell dijo...

Muy esclarecedora la intervención de Arrebatos. La verdad es que la foto haría las delicias del colectivo gay.

Alicia Liddell dijo...

Paula, más información sobre el calendario en http://blogs.elpais.com/mundo_insolito/2007/12/ese-curita-guap.html#more

Abril tampoco es cura. No, si al final los habrán sacado de un revista gay y todo.

Anónimo dijo...

Alice, ¿la envía acaso el Maligno? ¿Más me va a hacer pecar, mujé crué? (Vooooooy a ver el enlace que me proporciona, ni que decir tiene.)