domingo, marzo 02, 2008

De la res electoral

La propaganda electoral ha llegado al buzón. Esta mañana, durante el desayuno, hemos dado un vistazo a la sábana salmón con los candidatos al Senado.

Fué como desayunar hace 30 años: Falange Española y de la Jons (así, con dos cohones); Comunión Tradicionalista Carlista, Democracia Nacional, Alternativa Española, Alianza Nacional y España 2000 (miedo dan). Otros dos que sin llegar a esos extremos de uniforme caqui, camisa azul o boina roja, también asustan: Partido Familia y Vida y Partido Humanista.

Hasta aquí la extrema derecha. Ahora pasemos a las candidaturas nacionalistas y regionalistas, tanto de izquierdas como de derechas (a veces extremas). En este caso son pocos y divididos. Veamos: Per la República Valenciana, Identitat Regne de Valencia, Coalicio Valenciana, Opció Nacionalista Valenciana y Ezquerra Repúblicana del Pais Valencia.

Verdes (y también divididos): Bloc-Iniciativa-Verdes, Els Verds y Los Verdes. Para mayor confusión estas dos últimas candidaturas, además de denominarse casi igual, el logo sólo cambia en que en uno va en negativo y en otro en positivo. Para acabar de embrollar la cosa uno es Els Verds-Grupo Verde (EV-LV) y el otro Los Verdes-Grupo Verde (LV-GV). Como para aclararse.

Luego los partidos tradicionales de izquierda: el POSI (todavía quedan trotskistas, por lo menos uno), el PCPE y Ezquerra Unida.

Los nuevos que se presentan como alternativa de los tradicionales, pero que no llenan ni un taxi: Ciudadanos, Unión Progreso y Democracia y Partido Social Demócrata (sí, aunque parezca mentira).

Y los inclasificables: Por un Mundo más Justo, La República y Partit Antitaurí.

Y además PP y PSOE.

Visto lo visto, creo que los antitaurinos son los que tienen más posibilidades de lograr mi voto.

10 comentarios:

Alma Cándida dijo...

Desde luego, apoyo totalmente su decisión de votar al partido antitaurí, tararí. (Esos al menos deben de tener su ideario clarísimo: igual defienden a los toros pero les dan igual las peleas de perros, de gallos... es un decir).

Qué pena que aquí en Canarias no haya de esos, por haber prohibido el Parlamento autónomo desde hace la porra de años las corridas de toros en las islas... Fijo les votaba.

Tanhäuser dijo...

Pero hay que votar. Lo que sea, pero hay que hacerlo.
Abrazos

Olga dijo...

Viva la diversidad! España es diversa, habría que valorar eso porque es un valor. Lástima que en la práctica el artículo 23 de la Constitución (que dice que todos los ciudadanos tenemos derecho a acceder en condiciones de igualdad a los cargos públicos) deja mucho que desear...
Sólo hacerte una puntualización, porque andas un poco despistada con el Partido Humanista, que de derecha tiene poco, ni por afinidad, ni por ideario, ni ha tenido nunca nada que ver con partidos de derechas (de hecho, quizá no sepas que el PH fue uno de los partidos fundadores de Izquierda Unida, aunque tuvieron un divorcio temprano, cosas que pasan...).
Por lo demás, asustar, ¿por qué? salvo para asustadizos quizá, o por desconocimiento... sino, no me lo explico (aunque pensaba que habían pasado los tiempos de temer a lo que se desconoce).
Ayer fue su acto de campaña en Sol, jovial y colorista, como suelen ser, pero creo que miedito, daba poco.
No me tomes a mal el comentario, pero es que muchas veces nos han llamado utópicos, idealistas... pero fachas... caray, eso es nuevo.

Un cordial saludo
de una humanista madrileña

Fer dijo...

Hay que votar, efectivamente, aunque sea en blanco o nulo.
Eso sí, aunque no piense votar al Partido Antitaurino, he de reconocer que tiene el logotipo más impactante de todos: un toro echando el bofe.

Folken dijo...

Me acaba de llegar una ráfaga de SPAM al correo eléctrico del partido Familia y Vida... Creo que gracias a eso este viernes pillo el avión para votarles el domingo.

Habranos jodido, en mayestático.

anilibis dijo...

Yo, visto lo visto, tambièn creo qu votaré al antitaurí.

pcbcarp dijo...

¡Doña Alicia! Lo mejor del caso es que los votos de Falange Española y de las Juntas de Ofensiva Nacional Sindicalistas irán al PSOE Ley D'Hondt mediante (y los del Partido Antitaurino, al PP, no se llamen a engaño)

Yo todavía sigo indeciso.

Laura Diaz dijo...

Alicia, la propaganda de España ha llegado hasta este pequeño país a orillas del Río de la Plata. Casi 50 mil españoles en la diáspora parecen ser trascendentes a la hora de decidir la elección. Aquí estuvo el candidato del PP, y los parlantes llamando a votar al actual presidente viajan en camionetas por las calles desde el mediodía y hasta caer la tarde. Enormes carteles en las aceras y en los altos edificios, nos sorprendieron varias semanas atrás. La tele, la radio y la prensa escrita no se quedan atrás. Hace unos días, abrí la ventana de mi dormitorio y me encuentro con un pasacalle que decía VOTE PSOE. Joder, me dije, estaré tan chiflada que me he ido de viaje sin haberme dado cuenta?

Si así están las cosas por estos lares, imagino el bombardeo que están viviendo allá.

Saludos

Alicia Liddell dijo...

Laura, pues si en Uruguay hacen eso por 50.000 presuntos votos, imagínese cómo está aquí el patio.
Verdaderamente no me podía imaginar que la campaña atravesara el Atlántico con esa intensidad.

Laura Diaz dijo...

Sí que la atraviesa, gastando mucho dinero pues la propaganda cuesta muchísimo dinero, aunque quizás menos de lo que allá.

Paciencia, que al circo le queda poco tiempo.

Saludos